Sólo Santiago Montoya conoce la victoria en lo que va de temporada

Ayer se disputó la tercera prueba del Campeonato Autonómico de Ciclismo en la especialidad de carretera, sobre un circuito de algo más de 5 kilómetros ubicado en la carretera de Circunvalación, en el tramo comprendido entre Farhana y los Pinares de Rostrogordo. Un circuito de gran dureza física, donde los mayoría de los ciclistas tenían que completar 16 giros, lo que suponía la acumulación de un total de 58 kilómetros, siendo la última parte de la carrera, concretamente los 20 últimos kilómetros, los más duros, debido a que se incluía la ascensión, hasta en 4 ocasiones, de las dos rampas del 16% que dan acceso a la zona alta de los Pinares de Rostrogordo.

Y es que ha sido en dichas rampas del 16%, donde en buena parte se han determinado las posiciones finales para la mayoría de los corredores, y donde una vez más, se ha visto el espectáculo del ciclismo en estado puro, al ser el lugar donde los ciclistas se han tenido que emplear al límite de sus posibilidades para superar dichos desniveles.

A las 10:00h, daba inicio a la jornada con la apertura del plazo de recogida de dorsales. De los 57 corredores que habían formalizado su inscripción recogieron su dorsal 54, batiéndose, de este modo, un nuevo record de participación. Gran parte de dicho éxito se debe a la gran afluencia de corredores, sobretodo del Club Ciclotur Melilla, que ha contado con representantes en todas las categorías.

A las 10:30h, se daba la salida, en una primera manga, a los corredores de categoría Promesas y Principiantes, quienes debían completar un número determinados de vueltas, a un circuito acotado en zona de Meta. En esta carrera, una vez más, Luis Castro Jurado fue el claro dominador de principio a fin, consiguiendo invertir un gran crono de 3′ 47” en completar las 3 vueltas a dicho circuito de 500 metros.

Finalizada la prueba de los pequeños, en torno a las 11:00h., se daba la salida, en una segunda manga a los corredores pertenecientes a las categorías de Infantiles (6 vueltas-18 kilómetros), Cadetes y Master 60 (12+2-42 kilómetros), así como Junior, Élites-Sub 23, Master 30, 40 y 50 (12+4- 58 kilómetros). En línea de salida la mayoría de los hombres fuertes del pelotón. Destacada la ausencia de Joaquín García Nieto que aún se encuentra recuperándose de su reciente intervención.

Desde el momento de la salida, el pelotón impuso un ritmo alto de carrera pero se mantenía compacto. En estos primeros compases de la carrera fue Ilias Tahiri Medina (Gravity Bikes) quien lanzó un ataque y cogió cierta ventaja. Sin embargo, por detrás los diferentes clubes comenzaron a organizarse y a los pocos kilómetros fue neutralizado. Debido a ese ritmo tan alto, el pelotón comenzó a perder unidades y ya se distinguía un pelotón principal de unos 27 corredores, y por detrás del mismo, un rosario de corredores que se afanaban por luchar contra el viento de poniente que se dejaba notar en el circuito.

Uno de los corredores importantes que se vio afectado por una avería mecánica fue el corredor Master 30 del Ciclotur Melilla, Alejandro Atencia, que debido a un pinchazo en la rueda delantera, perdió más de 2 minutos, y tuvo que rodar en solitario durante los primeros 30 kilómetros. Si Atencia no hubiera tenido dicho infortunio, hubiera tenido bastantes papeletas para haber luchado por el pódium.

En torno al kilómetro 25 de carrera se produciría uno de los hechos más relevantes de la prueba, y es que el actual líder del Trofeo Federación 2016 y vigente Campeón de la Africana, el corredor master 30 del Gravity Bikes, Santiago Montoya, lanzó un potente ataque que le llevó a coger unas diferencias importantes respecto al pelotón. Por detrás, todo se mantenía en relativo orden a la espera de los últimos 20 kilómetros de carrera donde se resolvería el resultado de esta tercera prueba con las cuatro ascensiones a los Pinares de Rostrogordo, a través de las implacables rampas del 16%. Y es que Santi se mostró intratable y muy por encima del resto de corredores que poco podían hacer por neutralizar dichas diferencias.

En el tramo final de carrera los aficionados presentes en el circuito fueron testigos de una preciosa lucha por las posiciones altas de la carrera. Tras la primera ascensión, pasaban por meta un grupo de 4 corredores entre los que se encontraban Alejandro Diez, Jairo Sánchez, Ayoub Zizaoui y Fernando Sánchez. En la segunda ascensión se mantenía dicho grupo, sin embargo en la última vuelta, dicho grupo perseguidor de Montoya quedaba reducido en dos corredores, Alex Diez y Jairo Sánchez, que quedaban en solitario por la lucha de la segunda y tercera plaza. Todo parecía inclinarse por Sánchez puesto que pasaba por Meta, a toque de campana de última vuelta, con una ventaja de 10 segundos respecto a Diez. Sin embargo, en la última subida, el Súper fue capaz de imponer su potencia y finalmente entró en Meta en 2º posición, por delante de su rival.

Por su parte, Santiago Montoya, tras invertir 1 hora y 36 minutos en completar los 58 kilómetros de los que constaba la carrera, cruzaba en solitario la línea de Meta, adjudicándose con gran supremacía su quinta victoria consecutiva de la temporada ciclista autonómica, y confirmando su gran momento de forma. Finalizada la prueba, se procedió al acto de entrega de trofeos en el mismo lugar de la prueba.

La próxima prueba prevista será la IV prueba del Open Ciudad de Melilla de BTT, que se disputará el próximo domingo 12 de junio, y que con ella quedará cerrada la temporada oficial de competiciones en dicha especialidad.

La Federación Melillense de Ciclismo desea expresar su especial agradecimiento a la Consejería de Seguridad Ciudadana-Jefatura de la Policía Local, por el despliegue de seguridad realizada en la prueba, así como a la Delegación del Gobierno y a la Consejería de Educación, Juventud y Deporte. También agradecer el apoyo que año tras año presta la empresa SEUR.